Educación Financiera

Cómo ser un consumidor informado

Redacción Kondinero

07/09/2021

Todos somos consumidores desde que nacemos, sin embargo hay que preguntarnos si las decisiones de consumo que realizamos son inteligentes o sólo nos dejamos llevar.

 

En un mundo con ofertas de productos y servicios a donde quiera que vas, en la que diario se debe tomar diversas decisiones de consumo, el consumidor debe de contar con un aliado clave y de gran valor: la información.

 

Gastar significa emplear dinero en un producto o servicio que no satisface plenamente nuestras necesidades, mientras que invertir representa la posibilidad de comprar productos o servicios que contribuyan a una mejor calidad de vida.

 

Siendo consumidores debemos ser cuidadosos e informarnos adecuadamente sobre todos aquellos productos que deseemos consumir.

 

Un ejemplo básico y sencillo que todos los consumidores deben hacer a la hora de comprar es revisar las etiquetas, las fechas de vencimiento tanto de alimentos como de medicamentos y en general todo lo que pueda ser de tu interés.

 

Es conveniente visitar diferentes tiendas y compares precios y calidad de productos similares. En ocasiones, es probable que encuentres lo que necesitas a un menor precio o con alguna promoción como descuentos o meses sin intereses, lo que puede llegar a ser un alivio para tu cartera.

 

A veces nos dejamos llevar por productos que están de moda, que en ocasiones pueden ser artículos muy caros que se salgan de nuestro presupuesto. Puedes comprar las cosas que realmente te gusten, pero recuerda considerarlos dentro de tu presupuesto para que no enfrentes ningún desequilibrio financiero. Ya que a veces, los productos de moda no son realmente necesarios.

 

Si un producto te llama la atención o ya estás decidido a adquirirlo, visita la tienda o el centro comercial  donde lo vendan antes de adquirirlo, y pide una prueba, así sabrás si vale la pena hacer ese gasto o no, lo que te ayudará a no malgastar tu dinero.

 

Como consumidores también debemos pensar en nuestro planeta, ya que lo que adquirimos afectará al medio ambiente. Te recomendamos evitar los productos que vienen con empaques innecesariamente grandes, puesto que la caja y cartones, normalmente, terminan en la basura. 

 

Debes tener una posición crítica ante la publicidad y la moda, por lo que debes valorarte por lo que eres y no por lo que tienes.

 

Todo consumidor debe reducir los efectos de su consumo en el ambiente, al elegir productos ecológicos, ahorrar energía y agua, separar la basura y aprovechar los productos antes de tirarlos.

 

En Kondinero sabemos que un consumidor que es consciente de su poder, que sabe que necesita, lo exige y asume las consecuencias de su modo de consumir, es un consumidor inteligente.

 

Fuente: Profeco, Finanzas prácticas.

Nueva llamada a la acción

COMPARTIR

Comentarios