Educación Financiera

¿Qué tipo de mujer eres en las finanzas?

Redacción Kondinero

21/10/2021

Las mujeres desempeñan un papel fundamental dentro del mundo de las finanzas, ya sea en las personales, para cubrir los gastos del hogar o inclusive en su profesión, pero sabes ¿qué tipo de mujer eres en las finanzas?

 

Ahora las mujeres están empoderadas, manejan las finanzas de sus hogares, tienen su empleo o sus propios negocios, son empresarias, pero aún así, gran cantidad de mujeres consideran las finanzas dependiendo del momento de la vida por el que atraviesan.

 

Un primer paso para saber cómo eres en las finanzas es conocerte a ti misma, ¿Qué tipo de mujer eres? ¿Compradora compulsiva, de ocasión o mera observadora de aparador? o ¿Te consideras más bien tacaña? Pero ¿Qué tipo de tacaña? ¿Justificada o paranoica? pero acuérdate: Los extremos también son malos, así que no pienses que por guardarte los pesos celosamente quiere decir que te durarán mas.

 

Descubre algunas de las clasificaciones:

La mujer diva: mujeres que gastan mucho más de lo que su situación económica les permite y a las que no les interesa saber nada sobre ahorrar o manejar bien el dinero.

 

Aunque en el fondo sepan que están gastando mucho prefieren mantenerse en la ignorancia en todo lo que tenga que ver con pago de deudas y responsabilidades económicas. Gastan a ciegas pero generalmente al final sufren consecuencias muy amargas debido a que gastan más de lo que puede permitirse lo que ella gana e incluso lo que gana su pareja.

 

La mujer ingenua: es un tipo de mujer que tiene buenas intenciones económicamente hablando, de hecho ella se maneja de la forma que entiende que es la mejor: gastando mientras tenga dinero y cuando ya no tiene pues no gasta más.

 

Algunos meses está al día con sus cuentas y otros meses no. Cree que se maneja bien pero nunca le sobra dinero y si le sobra siempre tiene una "necesidad' en qué gastarlo. 

 

La mujer hormiga: ahorra pequeñas sumas de dinero y las guarda bajo el colchón. Busca pagar siempre en efectivo y evita contraer deudas.

 

La mujer madura: es la que se comporta con sentido común y a la que no es fácil engañar y seducir para que incurra en hacer compras innecesarias. Su vida económica está siempre bajo control y medita muy bien cada gasto que quiere realizar.

 

Está plenamente satisfecha con su su estilo de vida que puede ser próspero, o muy austero pero permitirse algún capricho de vez en cuando, pero nunca poniendo en riesgo su tranquilidad económica. Además de estar al día con sus cuentas y si tiene deudas, no las descuida por nada.

 

La mujer caprichosa: es una mujer económicamente impulsiva. Su prioridad es sentirse bien con ella misma y si para sentirse bien ella necesita comprar algo lo hace. Se deja llevar por el factor emocional en todas sus decisiones de compras.

 

La mujer tacaña: les genera molestia, descontento o preocupación gastar. Su frase y pretexto favorito es no tengo o no me alcanza. Suelen acumular o guardar su dinero. El principal motivo por el cual no les gusta gastar es porque el dinero es un fin por sí sólo, en lugar de ser visto como un medio para alcanzar sus metas. 

 

Presupuestar tu dinero puede que no parezca una tarea divertida, pero seguro que puedes encontrar formas de hacer que lo sea.

 

No es fácil de hacer, ya que todo conlleva un sacrificio, pero tener la satisfacción de tener una vida  con tranquilidad te da la libertad financiera y poder en cualquier otro aspecto de tu vida.

 

En Kondinero siempre tendrás el apoyo necesario para realizar los que quieres o necesitas, ya que tienes el poder para tener todo lo que deseas en tu vida financiera.

 

Fuente: Condusef, amandysha.

New call-to-action

COMPARTIR

Comentarios